jueves, 20 de octubre de 2016

Accede al Poder de tu Alma

Podemos aprender a despertar y sanar el Alma para llegar a los poderes de nuestro Ser Interior que hemos perdido u olvidado. El poder del Alma es pasión, creatividad, intuición y conexión con lo Divino. Sin importar de qué religión o tendencia espiritual seamos, podemos tener acceso al poder de nuestra Alma para crear una vida que valga la pena vivir.
1. Entiende la verdadera naturaleza de tu Alma





Dicen los expertos del estudio del alma, que ésta es femenina y masculina. Pero depende del  número de encarnaciones en las cuales se ha escogido un cuerpo de hombre o de mujer para experimentar la vida y aprender de ella, que se defina más hacia un género u otro.
Nuestra energía femenina está conformada por:
  • Imaginación 
  • Pasión y Deseos 
  • Emociones 
  • Creatividad.                                                                                           
De igual forma, tu energía masculina se compone de:
  •  Fuerza de Voluntad 
  • Acción y Motivación 
  • Intelecto 
  • Productividad.

Debemos explorar, observar y alimentar ambas energías para que haya un equilibrio  de manera que se  fortalezca y sane el alma.
2. Conecta con lo Divino


Redefine tu espiritualidad y llévala dentro de cualquiera que sea la religión que practicas. La espiritualidad es tu relación privada y personal con Dios. Todos tienen una relación con Dios, hasta los ateos. Es una relación disfuncional pero al fin y al cabo una relación. Es similar a la mente. Cada ser humano tiene una relación con su mente, la cual puede estar muy bien desarrollada o totalmente lo contrario, pero la relación existe. Todo el mundo es espiritual y a través de tu Alma conectas con lo Divino. Profundiza tu conexión a lo Divino cualquiera que sea el nombre que le des puede ayudar a sanar tu Alma.
3. Explora la pasión y el placer

"Encuentra tu propio proceso meditativo, quizás pintar, cocinar, nadar, escribir, correr... Busca aquello que te encuentre con tu Silencio"
Hemos aprendido a remplazar nuestras pasiones con tareas y obligaciones. La mayoría de las personas ha decidido que no tienen tiempo para explorar sus placeres y pasiones (esa parte femenina de nuestra energía de la que hablábamos en el punto 2) y privan de alimento a sus Almas. Toma tiempo cada día para hacer algo que te apasione o que te dé placer. Si no sabes cuáles son tus pasiones, empieza explorando las posibilidades y haz una lista de aquellas aficiones en que puedes tener más placer en tu vida.
Más información:  Encuentra Tu Don
4. Practica la  introspección a través de  la meditación y la relajación como instrumento.


Cuando te relajas puedes callar tu mente y escuchar las voz de la intuición. Si eres nuevo en la meditación, no toma mucho tiempo aprender. La forma más fácil es siendo guiado a la meditación con un CD que puede ayudarte no solamente a relajarte sino también a sanar tu conexión con el Alma. Cuando te relajas y haces introspección, puedes encontrar el amor compasivo de tu Alma.
Nuestro consejo, es que practiques Yoga. Busca un profesor/a, actualmente es fácil encontrar en cualquier ciudad o municipio un Centro donde se pueda realizar la práctica de Yoga. Una vez que empiezas, te aseguro que llenará tu Vida.
5. Busca profundamente en tus sentimientos

Tus emociones te conectan a tu alma. Permítete registrar y expresar las emociones reprimidas que han estado embotelladas dentro de ti. Lo que yace bajo esos sentimientos reprimidos son tu creatividad, pasiones, intuición e imaginación. Es como encontrar un tesoro enterrado. El precio que tienes que pagar es tu buena voluntad para expresar esas emociones negativas tales como la ira, las heridas, la decepción, y el miedo. Cuando lo haces, crearás un espacio más armonioso para que tu Alma viva.
Más información: Técnica para Gestionar Emociones

6. Pregúntate cada mañana



¿Qué puedo hacer hoy para ayudar a alguien?" "¿Cómo puedo servir?" "¿A quién puedo llamar para levantar su espíritu?  Cuando te ofreces para servir a los demás y dar amor incondicional estás alimentando y sanando tu Alma. Siendo bondadoso/a, dando amor y comprensión a los demás… Esa es  tu verdadera esencia y recompensa.
Más información: Aprende a Dar y Florecerás

Para terminar esta reflexión, te invitamos a leer esta Oración de Sanación del Alma y de prosperidad Universal...
DTB...   AMÉN... NAMASTÉ