sábado, 14 de abril de 2018

Cuento Budista: El Maestro Tibetano


EL MAESTRO TIBETANO
En una pequeña aldea de las montañas del Tíbet vivía un anciano monje muy sabio que se dedicaba a la docencia. Corría la leyenda de que, frente a cualquier situación, lograba siempre una magistral enseñanza.
Cierta tarde, mientras el anciano maestro estaba en el Templo con sus alumnos, un hombre irrumpió repentinamente gritando: – “¡Embustero! ¡Farsante! ¡Mentiroso!…”




Todos los allí presentes se sintieron de lo más incómodos ante aquella situación y esperaban a que el maestro respondiera a los insultos, impacientes por una nueva lección.
Mas no fue eso lo que sucedió. Nuestro monje esperó a que el desconocido dejara de gritar y se marchara. Sólo entonces decidió reanudar su curso como si nada hubiera pasado.
A la semana siguiente, volvió a repetirse la misma escena: el desconocido se acercó al Sagrado Templo y lo insultó de nuevo: – “¡Miserable! ¡Charlatán! ¡Canalla!…” – le gritó.
El maestro permaneció impasible en esta ocasión también.
Por tercera semana consecutiva aquel hombre volvió a acercarse al Templo y gritarle: – “¡Cretino! ¡Necio! ¡Majadero!…”
Los alumnos estaban cada vez más asombrados. Muchos de ellos se sintieron incluso decepcionados. Nadie comprendía que su Maestro aceptara semejante humillación sin hacer ni decir nada.
Sin embargo, y por algún motivo desconocido, una semana más tarde, el mismo hombre entró de rodillas en el Templo implorando clemencia: – “Perdón, Maestro, eres sabio y bondadoso, digno de admiración. Te pido disculpas pues alabo todo cuanto haces…”
Todos se quedaron  desconcertados y sorprendidos ante tal cambio, sin embargo, el anciano monje tampoco reaccionó esta vez.
Uno de los alumnos, que creía ser más aventajado, preguntó al no poder contenerse: – “¿Por qué no dices nada, Maestro?  ¿Por qué no te defendiste antes o te alegras ahora?
Mi querido alumno -dijo el anciano-, escuché lo que el hombre decía, pero nunca me pareció que estuviera hablando de mí.
No te tomes NADA personalmente. Ni la peor ofensa ni el peor desaire, ni la más grave herida, debes tomarlo personalmente.



Quien te ofende tiene un veneno que descarga contra ti, por no saber cómo deshacerse de él. En la medida que alguien te quiere lastimar, en esa medida ese alguien se lastima a sí mismo. Pero el problema es de Él y no tuyo.

lunes, 9 de abril de 2018

La máscara espiritual

Quizás el más grande obstáculo que podemos encontrar en el camino de nuestra evolución espiritual es que al ir quitándonos esas máscaras que fuimos adquiriendo con  nuestra educación y con las que nos sentíamos tan identificados, adoptemos otra máscara o disfraz : la del ego espiritual. 








Es muy fácil engañarnos y pensar que un ser espiritual debe comportarse de una determinada manera, vestirse de un cierto color o estilo, visitar ciertos lugares, comprar algunas cosas, comer algunos y dejar de comer otros alimentos, etc. Y poco a poco vamos adquiriendo un disfraz sin darnos cuenta de que es sólo otra máscara y que hacer todas esas cosas no nos vuelve espirituales.

Pero lo cierto, es que la espiritualidad consiste solamente en la práctica; pero no en la práctica de viejos preceptos ya sea budistas, cristianos o mahometanos,  sino simplemente en practicar la vida, adquirir experiencias y vivienciar cada hecho acontecimiento o circunstancia para conocer “in situ” cada acción, emoción y sensación de lo que vinimos a experimentar a este planeta. De nada sirve que otro te cuente como sabe el helado de vainilla, eres tú quien debe probarlo para conocer ese sabor; y si otro te cuenta como sufre las pérdidas de la vida, jamás podrás comprenderlo hasta que no vivas en carne propia tus pérdidas particulares.

Constantemente las personas adquieren actualmente ese llamado disfraz o ego espiritual y dejan de comer carnes, llenan sus casas de incienso, de imágenes de Buda y cuencos tibetanos; se visten de blanco, repiten mantras y leen a ciertos autores llamados “espirituales” y van por la vida “imitándolos”. Empiezan a comportarse de acuerdo a la idea que ellos tienen de la espiritualidad y se vuelven prisioneros de ese concepto. Eso no es más que un ego espiritual que quiere mostrarse ante los demás.

Ser espiritual es otra cosa, ser espiritual no necesita nada de eso. Ser espiritual encuentra el espacio sagrado dentro de si mismo, sin hacer aspavientos ni postureos. La espiritualidad no es exhibicionista ni competitiva. El ser espiritual toma la vida como la gran escuela que es y por eso adquiere serenidad. Jamás comenta sus logros y rara vez lo escucharás quejándose porque practica la aceptación.



Es simplemente vivir consciente y concientemente, tener claro que estamos aquí de paso y por eso no nos aferramos a nada. Simplemente el alma espiritual se  comporta como un alma viajera que, ocasionalmente  en este viaje aquí en la Tierra, se ha vestido con un cuerpo concreto y algún día deberá abandonarlo  para continuar su viaje.

Cuando reconozcamos el origen común de nuestra humanidad, los orígenes comunes de nuestros sueños y anhelos, de nuestras esperanzas y temores, seremos capaces de ver que todos estamos unidos en el gran milagro de la existencia. Cuando podamos combinar nuestra tremenda riqueza interior para crear un tesoro de amor y sabiduría que esté disponible para todos, estaremos unidos en este modelo exquisito de la creación eterna. 

Ser consciente de esto y desprendernos de ese ego espiritual  para llegar a lo que realmente somos es un gran paso hacia la verdadera evolución de nuestra conciencia.

miércoles, 14 de febrero de 2018

15 Rasgos de las Almas Viejas


En términos generales, muchos somos almas viejas, pero algunos de nosotros hemos estado aquí mucho más tiempo que otros. Así que, ¿cómo puedes saber si tienes un alma vieja?





1- Entiendes muchas de las más profundas lecciones de la vida.
Para algunas personas, es difícil imaginar que el alma de un niño puede ser mucho mayor que el alma de sus padres. Para estas personas en particular, esta es una señal de que su alma pudiera ser más joven que la suya. Una vez que comprendas que el tiempo, el espacio, la energía y la materia son productos tridimensionales, la teoría del tiempo se vuelve irrelevante, por lo que la teoría de la edad de tu alma también se vuelve irrelevante.

2- Estás en contacto con tus habilidades naturales o tienes un gran interés en estas habilidades.
Algunas personas nacen con dones innatos, como la capacidad de sanación especiales o capacidades psíquicas. La verdad es que todos poseen estas habilidades, pero un alma más vieja está más en consonancia con la forma de acceder y aplicar estas habilidades en nombre de la humanidad. Si no tienes ninguna habilidad especial, pero un gran interés en ella, esto no es más que tu alma tratando de recordar estas habilidades que podrías haber tenido en una vida anterior.
3- Te vuelves consciente espiritualmente
Todo el mundo es pura conciencia, pero muchas personas tienen dificultades para entender lo que esto significa. Tu alma es conciencia pura y amor. Tiene una comprensión única de cómo la matriz está siendo manipulada en este planeta y comprendes que todo lo que hacemos como humanidad contribuirá a facilitar el despertar de los demás.
4- Entiendes la importancia del perdón
Algunas personas son almas que todavía tienen mucho que aprender porque están atrapadas en el interior de la caja con sus ideologías, son materialistas, tercos, quieren las cosas solo a su manera y no han aprendido la importancia del perdón. Al perdonarnos a nosotros mismos y a otros, podemos liberar el karma y ataduras entre estas personas.
5- Eres capaz de trascender el ego
Es casi imposible que alguien pueda trascender completamente el ego el 100% del tiempo, pero simplemente ser conscientes de nuestro ego y cómo éste juega en contra de la conciencia de unidad es una señal definitiva de un alma vieja. Estar en negación con relación a que es el ego quien dirige su vida, relaciones y acciones, es lo propio en almas con mucho camino por recorrer.
6- Eres capaz de trascender el materialismo
El dinero y el materialismo son producto de esta realidad tridimensional y es fácil sucumbir al materialismo. Un alma más vieja se da cuenta de que el dinero es inexistente, una ilusión, una atadura que preocupa y llena el mundo de las almas no evolucionadas, que por lo general nos aleja de lo que realmente somos y debemos trascender como seres espirituales. Aquellos que son almas viejas generalmente, utilizarán el dinero como una herramienta para ayudar, para dar y para facilitar su progreso espiritual. Siempre usan su dinero para ayudar a otros que son menos afortunados, sin hacerlo notar, sin hacerlos sentir mal. Ese es el secreto de la verdadera generosidad de un ser que tiene la guía y conexión de su ser superior.

7- Eres capaz de entender el concepto de que tu cuerpo es un estuche de tu alma
Antes de que nacieras, no sólo escogiste a tus padres, también elegiste tus situaciones de vida y los desafíos que contribuirían a facilitar tu crecimiento espiritual mientras está expiando cualquier karma anterior.
8- El cuerpo que ocupas actualmente es simplemente un recipiente para el alma.
Tienes una comprensión de lo que necesitas hacer para completar tu progreso espiritual. Sólo con llegar hasta aquí, estás más despierto que la mayoría de la gente en este planeta. Tienes una comprensión de las leyes universales y lo que queda por hacer en tu contrato del alma. Incluso si no estás seguro de esto, tu ser superior y guías espirituales continuarán llevándote en la dirección correcta.
9- Tienes un fuerte sentimiento de que el hogar no es la Tierra.
a) ¿Alguna vez miraste al azar el cielo y te quedaste viendo a una estrella desconocida sin ninguna razón en particular?
b) ¿Tiene una conexión especial con sistemas estelares específicos, como Sirio, las Pléyades o el Cinturón de Orión?
c) ¿Las guerras y la corrupción te hacen sentir incómodo, como si no existieran en el lugar de donde originalmente viniste?
d) ¿Eres una de las almas que se ofrecieron de voluntarias para venir aquí a este punto específico en el tiempo para servir y ayudar con la ascensión de la Tierra?

Si contestaste sí a alguna de estas preguntas, entonces es probable que la Tierra no sea tu planeta de origen.
10- Tiendes a ser una persona solitaria.
La persona solitaria a menudo es condescendiente, pero en realidad estas almas viejas están buscando otros fragmentos de sí mismos y con frecuencia se alejarán de las almas más jóvenes que siguen aferradas a los impulsos del ego, que necesitan más encarnaciones en un planeta tridimensional. Las almas más viejas buscarán a otras personas de igual mentalidad, porque hay una comodidad y familiaridad con este tipo de personas que van a ayudar a facilitar a los demás la progresión espiritual.
11- Tienes una naturaleza rebelde
Ya sea que te rebeles contra la religión, las leyes o cualquier otra cosa, esto es una señal de que el alma conoce las leyes únicas verdaderas… las leyes del Universo.
12- Tienes un deseo ardiente de alcanzar la verdad y la sabiduría interior
Muchas almas viejas pueden ver fácilmente las mentiras que nos han enseñado a través de la religión, la política y a través de nuestros centros educativos. Si bien se dan cuenta que todos somos uno con el universo, también quieren la verdad expuesta, para ayudar a otros en su proceso de despertar.
13- ¿Sientes una separación entre tú y el supuesto “mundo real”?
Al trascender el ego y el materialismo, te encuentras viviendo un estilo de vida diferente. Si bien esta forma de vida es única a tu encarnación actual, parece haber también un conocimiento de la dirección a la que te diriges.
14- Eres curioso acerca de si eres un alma vieja o no.
Muchas almas jóvenes no harían esta pregunta ni mucho menos se preocuparían por ello. Mientras que muchas almas viejas tampoco se preocupan, por diferentes razones, simplemente “saben” que son almas viejas, pero es bueno tener afirmaciones que coincidan con su progreso espiritual.



15- Eres capaz de dar, sin esperar nada a cambio.
Cuando puedes servir y dar, sin juzgar, sin manipulaciones, sin culpar a los demás, sin esperar recibir nada a cambio, cuando hayas superado tu ego, tu mente pobre y condicionada, cuando sublimes tus emociones y seas generoso, sincero, lleno de amor y honestidad, habrás trascendido y estarás listo para entrar en el camino que llamamos de cambio, de luz y espiritualidad.
Muchos de los que han despertado probablemente se trasladarán a su próximo nivel de evolución espiritual. Es importante recordar que esta no es una carrera, porque al final, todos ganamos.
¡Disfruta cada milisegundo en esta encarnación porque esta puede ser la última vez que vas a experimentar una realidad tridimensional!

Por Gregg Prescott

sábado, 3 de febrero de 2018

Perdonar es la mejor manera de elevar nuestra calidad de vida



"El perdón es la fragancia 
con que la violeta cubre 
el talón que la aplasta"

Con esta frase y de esta manera tan poética y maravillosa definía el escritor estadounidense Mark Twain el perdón.
El verdadero perdón es un gran acto del espíritu y demuestra nuestra valía personal. Perdonar a alguien que nos ha agraviado es en realidad un acto egoísta más que un acto desinteresado. Dejar salir nuestra hostilidad y odio de nuestro interior es algo que en el fondo, hacemos para nosotros mismos más que para el beneficio del otro.




Cuando albergamos en nuestro interior un sentimiento de resentimiento y rencor hacia alguien; en realidad, es como si llevásemos a esa persona sobre nuestra espalda. Consumirá nuestra energía, nuestras ilusión y sobre todo nuestra paz mental. 
Cada vez que pensamos en alguien que nos ha hecho daño es un minuto que restamos a un propósito mucho más valioso para nosotros: Atraer a las personas que verdaderamente nos ayudarán.



En el momento que perdonamos, nos desprendemos de esa enorme carga de nuestra espalda y podemos continuar nuestro camino de manera más liviana y con entusiasmo.

Tenlo siempre presente...Perdonar es la mejor manera de elevar nuestra calidad de vida.

domingo, 28 de enero de 2018

Técnica de relajación para dormir mejor

Uno de los problemas habituales en la actualidad es la falta de horas de sueño. Esto tiene muchas razones y, por tanto, varias consecuencias. Es imprescindible que descansemos a diario para poder recuperar fuerzas, regenerar nuestros tejidos y dejar de lado el estrés, entre otros beneficios. Si a eso le sumamos el hecho de que siempre estamos nerviosos, seguro que te vendrá bien leer el siguiente artículo, donde aprenderás un fácil y práctico ejercicio de relajación para dormir profundamente.




Cuando  estás descansando en la cama e intentas conciliar el sueño, la mente se va rebobinando porque al cabo del día realizamos muchas actividades suplementarias de pensamientos que han quedado incompletos. La mente que es maravillosa, quiere hacerlo todo a la perfección, de manera que todo eso que se ha quedado incompleto está tratando de completarse. En ese momento la mente  no tiene necesidad de dormir. Es el cuerpo el que necesita conciliar el sueño, pero la mente está tan activa, que resulta imposible hacerlo.

Os mostramos una técnica yóguica muy práctica y fácil de realizar para incorporarla en nuestra rutina diaria antes de ir a dormir.

Esta técnica se denomina : “Desmembramiento antes de dormir”:
Todas las noches, siéntate confortablemente en una silla y descansa hacia atrás tu cabeza, como lo haces cuando vas al dentista.
También puedes utilizar una almohada. Luego relaja tu mandíbula. Sólo relájate y abre tu boca ligeramente y comienza a respirar por la boca, no por la nariz. No cambies tu respiración; deja que fluya naturalmente.
Las primeras respiraciones serán un tanto activas. Lentamente, tu respiración irá bajando de intensidad y se volverá muy suave. Inhalarás y exhalarás muy suavemente. Mantén tu boca abierta, los ojos cerrados, y descansa.
Luego comienza a sentir que tus piernas están muy relajadas, como si no te pertenecieran; "córtalas" desde la cintura. 
Después comienza a sentir que eres solamente la parte superior de tu cuerpo; que las piernas han desaparecido.
Luego las manos; piensa que ambas manos se relajan y comienzan a separarse de ti. Ya no tienes tus manos; están muertas, han desaparecido.
Luego comienza a pensar en tu cabeza separándose de ti, como si te descabezaran. Deja que se vaya: donde sea que vaya, a la derecha o a la izquierda,  no puedes impedírselo. Sólo deja que se vaya; se ha separado de ti. Entonces sólo te queda el torso. Siente que eres sólo eso: los hombros, el estómago; eso es todo. Centra tu atención en el centro de tu cuerpo y que una luz pura se intensifica con cada exhalación....
Hazlo durante al menos veinte minutos, sólo antes de irte a dormir. Y hazlo durante al menos tres semanas.
La  técnica del desmembramiento es un sistema de meditación que no falla y que además de ayudarnos a conciliar un sueño de calidad puede ayudar a sanar o tratar otras dolencias si se practica asiduamente. Una vez que empieces a practicarla no te arrepentirás y la seguirás todos los días.



Ten en cuenta que al principio la mente rechazará la práctica y será un poco difícil que te concentres y relajes, pero no fuerces la situación, no te enfades ni desistas. Si estás acostumbrado/a a otras técnicas para dormir (como la televisión o los fármacos), te costará aún más responder a los métodos naturales, pero no te rindas, tarde o temprano lo lograrás. Recuerda que crear un buen hábito se consigue con perseverancia en tan sólo 21 días.
Educa la mente meditando, no sólo para dormir bien por las noches, sino para lograr todo lo que te propongas.

sábado, 20 de enero de 2018

La Ley Del Espejo: Lo que no está en tí, no lo ves

A menudo pensamos que conocemos a otras personas cuando en realidad lo que estamos haciendo es proyectar sobre ellas nuestra propia realidad. Incluso cuando estamos en presencia de dichas personas, la proyección nos parece más veraz, cuando simplemente lo que está pasando es que superponemos nuestra visión proyectada de la persona sobre su imagen física captada por nuestros sentidos.
psicologia




Recuerda que una relación es algo que no existe físicamente. Se trata de algo creado por las mentes. Cuando pensamos en otra persona, nos caiga bien o nos caiga mal, experimentamos una sensación interior sólo por el hecho de pensar en esa persona. Esto significa que estamos experimentando un sentimiento incluso en su ausencia.  Luego, las relaciones no existen, sino que existen las personas que se relacionan. Por todo esto, resulta muy poco útil trabajar sobre las relaciones en sí, y mucho más efectivo centrarse en la manera que uno/a  tiene de relacionarse.
Lo importante es ser consciente de que aquello que proyectamos en los demás es verdaderamente algo que habla sobre nosotros mismos/as. Observar dice más sobre el observador que sobre lo que se observa. Darnos cuenta de esto y ponerle consciencia a este mecanismo mental nos permite recuperar el control sobre lo que está sucediendo para poder hacernos cargo y trabajar aquellos aspectos de nosotros/as de los que no deseamos hacernos responsables. Aspectos que no admitimos como propios y que están jugando en nuestra contra. 



Reflexiona sobre esto…el trabajo que se realiza en nuestro desarrollo personal consiste en precisamente en librarse de estas proyecciones estableciendo una línea o frontera entre la descripción que hacemos de lo que sucede y lo que sucede realmente.
Constantemente tendemos a  interpretar todo lo que está teniendo lugar y lo tomamos por verdadero, creyéndolo y creando nuestra particular interpretación  de las cosas; viviendo y sintiendo de acuerdo a ella. Es así como distorsionando los hechos,  creamos un conflicto que en realidad sólo existe en nuestro interior. La meditación ayuda a trazar esta frontera y, de hecho, uno de sus objetivos es aprender a ver las cosas como realmente son.



Todos utilizamos la proyección para evitar mirar a nuestro interior, la sombra nos dice que no nos fijemos en nuestras propias debilidades y que las proyectemos sobre los demás para evitar en sentimiento de inferioridad.” Deepak Chopra.


jueves, 18 de enero de 2018

Las 5 Heridas que Impiden Ser Uno Mismo

Cuando trabajamos nuestro crecimiento personal, las mejores herramientas que podemos emplear para ello se encuentran en el interior de cada uno de nosotros. Pero sí es cierto que de cuantos más recursos dispongamos para tan excelente tarea, será mucho mejor.
Hoy aconsejamos desde Luz Plena, el libro de autoayuda y superación personal, "Las Cinco Heridas que Impiden Ser uno Mismo" de la escritora canadiense, Lise Bourbeau. Una lectura donde descubrimos herramientas para facilitarnos la apasionante tarea de encontrar el verdadero sentido de nuestra vida a través del autoconocimiento emocional, mental y espiritual.

LAS CINCO HERIDAS QUE IMPIDEN SER UNO MISMO  
Lise Bourbeau



(Resumen)
Nuestra alma elige los padres y las circunstancias de nacimiento por razones muy precisas. Venimos a experimentar una serie de vivencias para sanar una serie de heridas, y así integrar la personalidad con el alma. Venimos a aprender a aceptar y amar incondicionalmente partes de nosotros que hasta ahora han vivido ignoradas y con miedo. Somos atraídos hacia padres con heridas como las nuestras para recordarnos qué hemos venido a amar. Aprender a aceptar nuestras heridas es aprender a ser responsables y a amarnos incondicionalmente, y esa es la llave para la transformación y la sanación del alma.
¿Te has dado cuenta que cuando acusas a alguien de algo, esa persona te acusa a ti de lo mismo?
Háblalo con la otra persona, y aparte de sorprenderte, verás cómo te liberas de juicios.
No aceptar nuestra herida, sentirnos culpables, con vergüenza o juzgarnos, es atraer circunstancias y personas que nos harán sentir esa herida no aceptada. Aceptar la herida no significa que sea nuestra preferencia tenerla; significa que, como seres espirituales que elegimos vivir la experiencia humana para espiritualizar la materia, nos permitimos experimentar esa herida sin juzgarnos y aprender de la experiencia. Mientras haya miedo, hay herida y hay un juicio o creencia que bloquea su sanación. Cuando aprendemos a aceptar nuestras heridas estamos desarrollando el amor y estamos espiritualizando la materia.
La sanación se produce totalmente cuando nos aceptamos a nosotros. El perdón hacia uno mismo es lo que finalmente nos sana, y para eso hay que aceptar que uno mismo es responsable de todo lo que le ocurre, y aceptar que ha acusado a otros de hacer lo que uno mismo hace a los demás. En el fondo, todos somos humanos, y aceptar nuestras limitaciones es lo que nos hace humildes y nos permite descubrir nuestra herencia divina.



Las cinco heridas del alma más comunes son:
- El rechazo
- El abandono
- La humillación
- La traición
- La injusticia

No necesariamente tenemos las cinco heridas. Con humildad y sinceridad cada cual puede reconocer sus heridas. Reconocer nuestra limitación humana es el primer paso en el proceso de sanación. Si nos cuesta identificar nuestras heridas es porque nos ocultamos tras una máscara que se construyó para no verlas ni sentirlas.